Día Internacional del #pistacho

Feliz día del pistacho: ¡a comer sano!

Hoy celebramos el Día Internacional del pistacho, y queremos celebrarlo, reuniendo en este post todas las ventajas nutricionales que nos aporta este gran alimento y, por supuesto, con una rica y saludable receta, para que lo tengamos presente en nuestro menú.

En su forma original los pistachos son de un color verde brillante, y en la actualidad lo podemos encontrar en cualquier establecimiento vendiéndose tostados con sal para ser tomados como aperitivos.

El pistacho es un fruto proveniente del pequeño árbol conocido científicamente con el nombre de Pistacia vera L. y originario de las regiones más montañosas de Siria, Grecia, Turquía, Irán, Pakistán y Afganistán.

Como ocurre con otros frutos secos como la almendra, el pistacho cuenta con una serie de propiedades y beneficios muy importantes, especialmente cuando son consumidos con regularidad y en pequeñas cantidades.

La ración recomendada de pistachos es de 28-30gr

Los pistachos se han considerado beneficiosos para la salud en sociedades de todo el mundo desde hace siglos. Así, en tiempos de la dominación del Imperio Romano, los pistachos eran ya sumamente conocidos.

Sus principales cualidades son:

  • Aportan vitaminas y minerales esenciales, ácidos mono saturados y poli saturados, proteína y fibra.
  • Son un alimento libre de colesterol y sodio
  • Contienen 13 gramos de grasa por porción de 28-30g, la mayoría de las cuales (11,5 gramos) son monoinsaturadas y poliinsaturadas. Las grasas saturadas contribuyen solo con 1,5 gramos por ración. Un puñado de pistachos tiene tanto potasio (290 mg, 8% del valor diario) como la mitad de un plátano grande (250mg, 7% del valor diario) y tres gramos de fibra. Estas grasa son responsables de su alto contenido calórico, pero no podemos llevarnos sólo por este pensamiento porque por esta causa podríamos perdemos disfrutar de muchas de sus interesantísimas propiedades.
  • También aporta arginina, un aminoácido que entre otras importantísimas funciones ayuda a aumentar las defensas. Pero esta no es la única cualidad que nos aporta esta sustancia, ya que también es útil a la hora de mejorar la circulación de la sangre.
  • Son un fruto seco muy adecuado para personas con diabetes tipo 2. Al parecer, según diversos estudios, los pistachos ayudan a reducir los niveles elevados de glucosa en sangre y ayuda a su vez a la hora de mejorar la resistencia a la insulina.
  • A diferencia de lo que se piensa, ayuda a controlar el peso. Esto se debe a la presencia de fibra en su composición, la cual ejerce un interesantísimo efecto saciante. De hecho, un estudio constató que comer pistachos tres veces por semana reducía la probabilidad de sufrir exceso de peso.
  • Una ración de pistachos aportan alrededor de 3 gramos de fibra, lo que equivaldría a una cantidad mayor del 10% de la cantidad de fibra diaria recomendada. Por ese contenido en fibra, el pistacho ayuda a mejorar el estreñimiento, al ser útiles para mejorar y regular el tránsito intestinal.
  • Su contenido en fibra insoluble hace que se retrase el vaciado gástrico y se obtenga sensación de saciedad.
  • Por otra parte, también tienen una importante capacidad antioxidante, anticancerígena y rejuvenecedora, derivadas tanto de su contenido en vitamina E como de los fitoesteroles y los carotenos presentes en su composición, debido a que impiden la oxidación celular al luchar contra los radicales libres .
  • Además, una ración de este fruto seco aporta el 8% del valor diario recomendado de magnesio y potasio y otros minerales como el hierro, que ayudan a prevenir las alteraciones vasculares.

¿A qué ahora te apetece mucho más que antes incluirlos en tu dieta? pues te dejamos un fácil, rica y saludable receta de pistachos de la mano de Karlos #Arguiñano para que los disfrutes

Ensalada de lechuga, champiñones y pistacho

Ingredientes (4 personas):

1 lechuga
200 gr de champiñones laminados
40 gr de pistachos
aceite de oliva virgen extra
vinagre de Módena
sal

Elaboración:

  • Lava la lechuga, seca, trocea y ponla en una fuente.
  • Saltea los champiñones en una sartén con un poco de aceite y espárcelos sobre la lechuga.
  • Salpica todo con los pistachos y aliña con aceite, vinagre y sal. Sirve.

Otras Recetas saludables publicadas¡Bon Appétit!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.