Archivo de la etiqueta: frio

Este otoño, cuida tu cabello como se merece

Llegó el otoño, esa estación del año en la que, después de días de sol y calor, bajan las temperaturas, hay menos horas de luz, las hojas de los árboles se vuelven amarillentas y se empiezan a caer y… ¡Horror! ¡Nuestro pelo también!

¡No desfallezcas! Todos en mayor o menor medidas sufrimos la caída del cabello en esta época. ¿Quién no encuentra más pelos de la cuenta en el cepillo, la almohada o en la ducha durante estos días?

Los expertos llaman a este fenómeno caída estacional y afirman que es un proceso normal de renovación capilar que no debe preocuparnos mientras no dure demasiado o veamos que la pérdida es alarmante. No obstante, es mejor prevenir, no quedarse de brazos cruzados y actuar.

¿Cómo proceder? Los especialistas coinciden en que una alimentación adecuada y equilibrada es esencial, además se debe acompañar con una serie de rutinas y de cosméticos capilares, como lociones y champús anticaída, que pueden ayudar a mejorar su calidad. Se recomienda también el uso de productos suaves, una adecuada hidratación y el uso de artículos de limpieza adaptados al tipo de pelo, graso, seco, con caspa, etcétera. Esto sí, durante todo el año.

Sin embargo, nos preguntamos ¿son eficaces realmente estos tratamientos? Pues siempre y cuando acudamos a laboratorios de belleza o farmacéuticos solventes y especializados en investigación y desarrollo del cuidado capilar, como Phyto Paris, que desde 1969 viene revolucionando el sector, al combinar ciencia y naturaleza, extrayendo poderosos principios activos de las plantas y respetando, a la vez, el equilibrio natural del cabello.

El Boticario en casa cuenta con una amplia selección de productos para el cuidado del cabello de Phyto Paris

 

Fruto de largos años de investigación, esta firma incluye una amplia gama de tratamientos que ayudan a que el cabello esté más fuerte, brillante y sano. Así, destacan innovadores productos contra las canas con tecnología repigmentante, complementos alimenticios para fortalecer el cabello y las uñas y la más variada oferta de productos específicos para el cuero cabelludo, solares y coloración, entre otros muchos.

Por otro lado, hay que destacar que, para aquellos que afirman perder más cabellos de lo normal, el mismo laboratorio ha descubierto una nueva fórmula, centrada en la proteían Wnt, para frenar la caída y activar el nacimiento de nuevos cabellos. Es su tratamiento Phytonovathrix, compuesto por tres productos que se utiliza en un solo ritual: el champú, el tratamiento en ampollas y una loción fortificante. Además, Phytonovathri, no te llevará más tiempo del que ahora dedicas a lavar tu pelo y aplicar un acondicionador.

Phyto Paris tiene productos específicos para la caída del cabello

Te animamos a descubrir la amplia gama de artículos que Phyto Paris te ofrece en nuestra tienda online y ¡A lucir un cabello fuerte, sano y bonito todo el año!

Probioticos para el frío

Probióticos, buenos aliados contra el frío

En estos días en los que las temperaturas ya están bajando considerablemente nuestro cuerpo se pone a prueba y trata de frenar bacterias patógenas que pueden terminar dañando y alterando nuestro microbioma intestinal. El microbioma es el conjunto de microorganismos que conviven en nuestro cuerpo y que tienen un efecto directo en nuestra salud y bienestar.

Pues bien, los probióticos, de los que ya os hemos hablado en artículos anteriores, son unos microorganismos vivos que podemos ingerir como complemento y que administrados en las dosis adecuadas nos aportan diversos beneficios.

Entre estos beneficios destaca, en la época en la que nos encontramos, el que consigue que tengan una menor incidencias las enfermedades respiratorias y gastrointestinales. Así, según un estudio mediante 20 ensayos controlados concluye que el uso de probióticos redujo el número de días que se padeció la enfermedad.

Por tanto, el buen estado de nuestro sistema inmunitario es fundamental para poder afrontar los procesos infecciosos que tan frecuentes son en estos meses de bajas temperaturas.

Para conseguir fortalecer nuestro sistema inmunitario, la principal vía con la que contamos es la alimentación, procurar tomar alimentos ricos en componentes que favorecen el crecimiento de anticuerpos y que por tanto tienen un efecto directo en la actividad inmunológica antiviral y antibacteriana, como son:

  • Vitamina A: lácteos (leche, mantequilla y queso chedar), verduras (zanahoria, brócoli, col y espinacas). Fruta (melón, albaricoque y mango. De origen animal: ternera, pollo, pavo y pescado)
  • Vitamina E: aceites vegetales, nueces, almendra, maní y avellanas, semillas de girasol, y vegetales como el bróculi y las espinacas.
  • Hierro: Carnes rojas y magras (como la ternera y el buey) mariscos de concha (berberechos, almejas y mejillones), hígado y morcilla, frutos secos (anacardos, nueces, avellanas, pistachos, almendras), sésamo, verduras de hoja verde (berros, acelgas, espinacas..), legumbres (garbanzos, lentejas) y productos integrales (trigo, pan, arroz, pan de avena)
  • Selenio: té negro, huevos, lentejas, cacahuetes, guisantes nueces, camarones, salmón, atún, sardinas, cordero, cerdo, pavo y pollo.

En cuanto a los probióticos cabe añadir que, en una revisión del uso de probióticos realizado ir investigadores australianos de la Griffith University of Queensland y el Centre of Ecellence for applied Sports Science Research evidencia que cepas probióticas como “Bifidobacterium lactis” o “Lactobacillus acidophilus” podrían ayudar a incrementar la secreción de la mucosa intestinal que inhiben la adhesión de las bacterias patógenas en las cavidades intestinales, así como aumentar la concentración de proteínas antimicrobianas. Por último, potencia la permeabilidad de la mucosa gastrointestinal, lo que resulta esencial para impedir la entrada y proliferación de microbios patógenos y demás tóxicos en el sistema circulatorio.

En El Boticario en casa encontrarás un amplio surtido de probióticos, y desde luego estaremos encantados de poder atender las dudas que sobre los mismos te puedan surgir.

 

Con la ola de frío llegan los sabañones

Con la llegada del frío nuestro organismo se resiente y si no estamos preparador podemos sufrir dolor e incomodidad, sobre todo en las extremidades, padeciendo los temidos sabañones.

Un sabañón es una inflamación bajo la piel, acompañada de picor y dolor, producida por el efecto repetido o prolongado del frio o la humedad.

Afecta a un reducido número de partes de cuerpo, especialmente pies, manos, dedos, nariz y orejas. Al cesar el frío, la inflamación puede curarse sin tratamiento en el plazo de tres semanas.

Los sabañones generalmente desaparecen en el término de una a tres semanas, especialmente si el clima es más caluroso. Por lo general, los sabañones no producen lesiones permanentes. Sin embargo, si se produce la infección de la lesión, hay que tener cuidado porque puede causar un daño grave si no se trata.

Los signos y síntomas de los sabañones pueden incluir:

• Áreas enrojecidas pequeñas que producen picazón en la piel, a menudo en los pies o en las manos

• Posibles ampollas o úlceras en la piel

• Hinchazón de la piel

• Sensación de ardor en la piel

• Cambios en el color de la piel de rojo a azul oscuro, acompañado de dolor

Por lo general, los sabañones mejoran por sí solos pero pueden causar complicaciones si aparece una ampolla. Si eso sucede, es posible que tengas úlceras e infecciones. Busca atención médica para revisar complicaciones si el dolor es excepcionalmente intenso, si sospechas que puedes tener una infección o si los síntomas no mejoran después de 1 o 2 semanas.

Si los síntomas continúan durante la temporada más cálida, consulta con el médico para descartar otras enfermedades.Si tienes diabetes o mala circulación, es posible que la curación se vea afectada. Ten cuidado y busca atención médica.

Los factores que pueden aumentar el riesgo de tener sabañones incluyen:

• Uso de ropa o zapatos ajustados o que deja expuesta la piel al frío. La mala circulación sanguínea es aliada ideal del sabañón: no se deben usar medias y zapatos muy ajustados que aprieten los pies y los vuelven más vulnerables al frío.

• El sexo y el peso. Las mujeres presentan mayores probabilidades de tener sabañones que los niños y los hombres. Además, las personas que pesan aproximadamente un 20 % menos de lo previsto para su altura presentan mayor riesgo de tener sabañones.

• El medio ambiente y la estación. Es menos probable que aparezcan sabañones en zonas más frías y secas porque las condiciones de vida y la ropa propias de estos lugares proporcionan mayor protección contra el frío. El riesgo de tener sabañones es mayor si vives en un área con alta humedad del aire y temperaturas bajas, pero no bajo cero. Son más frecuentes entre noviembre y abril.

• Mala circulación. Las personas con mala circulación tienden a ser más sensibles a los cambios de temperatura, lo que las vuelve más propensas a tener sabañones.

• Diagnóstico de enfermedad de Raynaud. Las personas con enfermedad de Raynaud son más propensas a tener sabañones.

Por todo lo anterior, para evitar los sabañones lo que debes tener en cuenta es:

• Evita o limita la exposición al frío.

• Vístete con varias capas de ropa no ajustada, y usa guantes y calzado abrigado e impermeable.

Cubre lo más posible toda la piel expuesta cuando salgas al exterior los días de frío.

• Mantén las manos, los pies y la cara secos y abrigados.

• Mantén tu casa y tu lugar de trabajo a una temperatura cálida yagradable.

No fumes.

• También se aconseja realizar actividad física, pues este mal es común en personas sedentarias. Realizar deportes aeróbicos como correr, bicicleta en intensidad media u otros deportes ayudan a eliminarlos, puesto que el sabañón se produce por problemas circulatorios.

• Si tu piel se expone al frío, vuelve a calentarla gradualmente, porque calentar de manera repentina la piel fría puede empeorar los sabañones.

El sabañón debe ser tratado con precaución: hay que calentar con suavidad la parte afectada. En todos los casos se deben evitar los cambios bruscos de temperatura.No existe un tratamiento eficaz garantizado contra los sabañones pero los masajes localizados (muy suaves) pueden aliviar los dolores.

¿Manos agrietadas con el frío?

La piel de las manos no se diferencia mucho de la del resto del cuerpo. Sin embargo, usamos las manos continuamente y están desprotegidas. A diferencia de los pies, que los llevamos calzados y tapados, las manos siempre están expuestas a distintos agentes. Y por esta razon en invierno nos encontramos con las manos agrietadas.

Es diferente la piel de la palma de las manos a la piel de dorso de las manos:

  • En el dorso de la mano, la piel tiene folículos pilosos, melanocitos, muy pocas glándulas sebáceas. No hay casi tejido adiposo. La dermis del dorso de las manos es muy fina y es muy fácil que se deshidrate. En resumen, está más desprotegida frente a las agresiones ambientales y mecánicas.
  • En la palma de la mano, no hay folículos pilosos, pero si más cantidad de glándulas sudoríparas y sebáceas. Además la dérmis contiene más fibras y grasa y es este uno de los motivos por lo que la piel de la palma de las manos es algo más resistente que la del dorso.

La piel es una barrera protectora en la que los lípidos naturales protegen de la deshidratación, sin embargo, algunas personas tienen esa barrera mucho más fina por lo que las manos son más sensibles a los factores que las pueden estropear, secar y agrietar.

En invierno, el frío es uno de los factores clave involucrados en que esta piel se deteriore más fácilmente. La sequedad en la piel causa la aparición de grietas o pequeñas heridas, sobre todo en los nudillos o en aquellas zonas que flexionamos más a menudo.

Aunque es cierto que las grietas en las manos pueden surgir por una gran diversidad de factores, es posible influir sobre estas causas y prevenir su aparición. Por ello te recomendamos:

  • Lávate las manos con agua tibia, ya que el agua caliente elimina la capa lipídica natural de la piel y así provoca una mayor deshidratación y sequedad.
  • Por otro lado, tampoco es aconsejable lavarte las manos de manera repetida. Procurar lavar las palmas de las manos que es la parte más resistente de las manos (la parte que más se ensucia) intentando evitar el uso del jabón en los dorsos (mientras se pueda).
  • Siempre que uses productos químicos ponte guantes: Utilízalos siempre que los vayas a usar, ya que estos productos afectan negativamente al pH de la piel.
  • Abrígate las manos en invierno: el clima excesivamente frío influye en la aparición de las manos agrietadas, por ello este problema suele aparecer sobre todo durante los meses de invierno.
  • Aplícate crema hidratante siempre: de la misma manera que el frío perjudica la salud de la piel de las manos, el clima seco también. Es preferible que la crema hidratante que vamos a usar sea cremosa y con alto contenido en lípidos.
  • Es muy útil el uso de guantes para ayudar a penetrar los activos de las cremas y reparar las manos. Se pueden usar guantes de algodón si las manos están irritadas y pican. Se puede utilizar también un guante no muy ajustado de plástico o un film (plástico como los de la cocina) que formarán una película oclusiva que ayudara a que la crema sea más efectiva.
  • Es preferible el uso de las cremas durante más veces (cada vez que se laven las manos y durante el día) que una vez al día, aunque sea muy nutritiva y oleosa. Por ello se recomienda tener el producto al alcance fácil de nuestras manos.Cuando se aplica la crema en las manos, se debe también aplicar en uñas y cutículas, estas se van a secar igual que las manos.
  • Evita los cambios bruscos de temperatura (calefacciones – frío exterior).
  • La humedad, con el aire frío hacen que la piel se seque más, asi que procura no mojarte las manos a menudo, aunque sólo sea con agua, y sécalas bien y con cuidado mediante una toalla de algodón. No dejarlas secar al aire y menos si es al aire libre. Una vez lavadas las manos y después de secarlas se deben hidratar inmediatamente.
  • Lavarse con detergentes demasiado agresivos pueden acelerar el deterioro de las manos. Utiliza jabones sin detergentes y sin contenido en alcohol (como suelen ser muchos geles bactericidas). Es preferible utilizar productos como los Syndet (synthetic detergent). Este término se refiere a aquellos jabones cosméticos elaborados con detergentes sintéticos tensoactivos, que respetan el manto lipídico de la piel para evitar agredirla con el uso frecuente. Esto sucede porque son afines a los lípidos y, por el contrario, repelen el agua. En definitiva, se trata de jabones más suaves que los tradicionales, que respetan mucho más la naturaleza de la piel.  Se comercializan sobre todo en formato de geles y pastillas.
  • El contacto con productos en el trabajo diario como el polvo, jardinería, cementos, tierra…, pueden alterar la capa lipídica de las manos y dejarlas más desprotegidas. Incluso el esfuerzo mecánico puede provocar que las manos se estropeen y se agrieten
  • Problemas crónicos de falta de lípidos, uso de fármacos como la isotretinoina o algunas dolencias como puede ser el hipotiroidismo, la diabetes o psoriasis, pueden ser también la causa de la aparición de esta dolencia

Cuando el daño está hecho y de nada sirven ya las medidas de prevención llegó el momento de reparar.

Cuando en la piel existen grietas, es preciso utilizar una crema muy cicatrizante y protectora, que lleve componentes como la vaselina o la lanolina, la manteca de karité y la cera de abejas.

Pueden utilizarse extractos naturales cicatrizantes como la centella asiática. Si las grietas sangran es preciso utilizar además un antibiótico para evitar la infección, y si por mucho que se traten las fisuras demoran en cicatrizar también se debe descartar la infección por hongos. Cuando se trata de eczemas o grietas infectadas es preferible acudir al dermatólogo que recetará el producto más adecuado.Cuando hay fisuras y se descartan las infecciones también se puede usar un producto como un “pegamento“. Se trata de un film liquido como si se tratara de una tirita liquida que ayuda a cicatrizar y es resistente al agua, ayuda a acelerar esta cicatrización, a proteger y a evitar que se abran de nuevo.

En El Boticario en casa te ofrecemos una amplia gama para que puedas elegir:

Consejos para cuidar tu piel en otoño

El agua, el sol y el aire resecan la piel del cara, y la utilización de aceites y cremas solares durante el verano obstruye los poros. Por eso, te propone algunos consejos para poner buena cara al otoño, aconsejándote  los productos mejor valorados.

  1. PURIFICA TU PIEL Exfoliar la piel del rostro es fundamental para eliminar las células muertas y las impurezas. Este ritual debe realizarse semanalmente, utilizando productos específicos. La piel del rostro es muy sensible, por eso los usuarios eligen el Gel exfoliante facial limpieza suave de APIVITA. Con albaricoque y miel, exfolia suavemente la piel y la limpia en profundidad. Calma e ilumina, revitalizando y aportando una intensa sensación de frescor.
  2. LIMPIA TU ROSTRO A DIARIO Cuidar la piel en otoño implica realizar una correcta limpieza. En el mercado dermocosmético existen multitud de marcas que ofrecen productos limpiadores. Los usuarios recomiendan la Espuma Limpiadora Fleur de Vigne, uno de los productos estrella de CAUDALIE. Se trata de una loción cristalina que se transforma en una espuma ligera. Sin jabón, respeta el equilibrio natural de la piel, que recobra su luminosidad y suavidad.
  3. TONIFICA Y VIGORIZA El tónico es una loción ligeramente astringente que refresca el cutis, lo entona y vigoriza. Los usuarios de elboticarioencasa.com eligen el Agua tonificante de Babé, que hidrata y calma, eliminando los restos de suciedad y respetando incluso las pieles más sensibles.
  4. MIMA TU CARA La Mascarilla Hidratante Exprés de Galénic es una de las mejor valoradas en elboticarioencasa.com. Se trata de una mascarilla para una hidratación intensa de la cara, el cuello y el escote. Contiene extracto patentado de bayas silvestres, ácido hialurónico y mentol. Es una de las mascarillas ideales para después los tratamientos anteriores.
  5. HIDRATA SIEMPRE Para restablecer el grado de humedad de la piel del rostro es imprescindible hidratarla. Las cremas ayudan a las zonas más secas a recuperarse y a contrastar los daños solares que se producen durante el verano. En este caso, nos quedamos con Endocare GelCream Biorepair, un gel/crema ligero, no graso y de fácil aplicación, que proporciona un cuidado hidratante, regenerador y antioxidante, aportando tersura y suavidad, y reduciendo las arrugas.

Selecciona los productos que mejor se adapten a tu tipo de piel.