Archivo de la etiqueta: dieta saludabble

Compensando los excesos después de las fiestas: perder peso

Cada primero de año, especialmente después de los excesos de las fiestas navideñas, fin de año, Año Nuevo y Reyes, casi todos hacemos propósitos de enmienda y nos planteamos perder peso de inmediato.

Pero tan importante como perder peso es desintoxicar nuestro organismo al que, en estas fechas, sometemos a más de un exceso.

Muchas veces no somos conscientes de lo que podemos llegar a consumir esas noches de fiesta. Para que te hagas una idea, se asegura que en una cena navideña o de fin de año se consumen las calorías equivalentes a 5 días de ingesta normal.

Por eso es bueno plantearnos de manera seria esos vagos propósitos que generalmente nos formulamos siempre tras los excesos navideños. Porque se trata de fechas en las que generalmente las comidas son abundantes y se abusa de los entrantes grasos, las salsas, los mazapanes, los turrones y otros muchos productos propios de esas fechas , sin olvidar el vino, la cerveza, los refrescos azucarados con gas y todo tipo de bebidas alcohólicas. A lo que hay que añadir el exceso de marisco en muchas mesas así como el de café y té bien cargados.

Consecuencia de todo lo cual es la ingesta excesiva de grasa, azúcar, alcohol y todo tipo de excitantes, con el riesgo evidente de acumular en el organismo toxinas, colesterol y ácido úrico, elementos que pueden agravar o dar lugar a problemas de sobrepeso, obesidad, aterosclerosis, problemas cardiovasculares, diabetes, gota, etc..

Como suele ser difícil plantearse cambios bruscos de hábitos, bien está por empezar una cura de desintoxicación para, después, plantearse un sistema de adelgazamiento.

Así podemos comenzar a cambiar nuestra dieta eligiendo opciones más ligeras:

  • Primer plato: verduras, caldos vegetales o ensaladas, y
  • Segudno plato: pollo, pavo, conejo o pescado
  • El pan y los postres será mejor dejarlos un poco de lado para bajar el contenido calórico de las comidas, de esta manera lograremos compensar.

Pasadas un par de semanas con este menú ligero en el que nuestro cuerpo y nuestra cabeza se haya desintoxicado, continuaremos con una dieta ligera con abundancia de vegetales en forma de ensaladas, cremas de verduras, caldos, pescado y carnes blancas, todo ello en menor cantidad de lo habitual. Beber alrededor de 2 litros de agua al día.

  • Consume abundante cantidad de frutas y vegetales frescos y en jugos.
  • Toma cereales integrales.
  • Cena liviano: incluya hortalizas, carne magra y fruta.
  • Evita embutidos, fiambres, manteca, mayonesa y frituras.
  • Reduce un poco el consumo de sal.
  • Procura evitar café y té.
  • Muévete más cada día: elije caminar o ir en bicicletahaz una actividad física de tu agrado y de paso, conviértela en hábito.

Aunque hayamos cogido algún kilo de más, no debemos tener remordimientos, no olvidemos que las fiestas son para disfrutarlas y que los excesos, siempre en su justa medida, entran dentro de una dieta lógica.

Pero sobre todo no desesperes, en la dieta, como en casi todo, la constancia es la clave del exito, de forma que no te pongas objetivos demasiado exigentes. Planteate una dieta asequible en la que no sufras por las cantidades porque de lo que se trata es de que la mantengas en el tiempo y que vayas perdiendo poco a poco ese pequeño sobrepeso

¡Ánimo!

Te recomendamos alguno de nuestros artículos que ye pueden ayudar a conseguir tu objetivo: perder peso y llevar una vida saludable:

Suplementos nutricionales

Los suplementos nutricionales son un producto alimentario que se toma por vía oral y que tiene la finalidad de complementar la dieta habitual.

suplementos-nutricionales

Hay que tener presente, que los nutrientes que tradicionalmente adquiríamos a través de los alimentos (frutas, verduras, carnes, pescados, legumbres, …) debido a los actuales sistemas de explotación extensiva, el agotamiento de los suelos, los aditivos,  los contaminantes, los tóxicos  y medicamentos incorporados, etc  cada vez son más deficientes,  ,e incluso puede que en algunos casos se hayan llegado a perder.

También puede ocurrir que nuestro organismo no sea capaz de absorberlos por diferentes circunstancias.

Los suplementos nutricionales suelen consistir en un concentrado de nutrientes, habitualmente vitaminas y minerales, u otras sustancias con efectos fisiológicos (extractos de plantas, aminoácidos, enzimas, etc.). Se comercializan en diversas dosis y se presenta en diferentes formatos.

Se administra para corregir la deficiencia nutricional de los individuos que de una u otra forma se alimentan de manera insuficiente según sus necesidades energéticas y plásticas.

Todos los suplementos nutricionales son regulados por ley y deben estar etiquetados correctamente según la normativa vigente.Por otra parte hay que subrayar que los suplementos alimentarios de los que queremos hablar–y esto es muy importante–, nunca deben sustituir una dieta equilibrada. Como indican, son suplementos.

Un suplemento debe actuar básicamente a tres niveles:

  1. Prevenir y corregir la falta de algún nutriente.
  2. Ayudar a alcanzar los niveles óptimos y adecuados de ciertos nutrientes que, a pesar de hacer una dieta equilibrada, por las razones que sea, no logramos suministrar al cuerpo en la cantidad que necesita.
  3. Ayudar en el proveimiento celular de sustancias que, a priori, las células no requieren, pero que les suministramos para alterar su comportamiento y obtener, así, un rendimiento mejor.

Pongamos el caso de una persona que sigue una dieta rica y que, por lo tanto, come habitualmente pescado azul (fuente principal de ácidos grasos omega-3), verduras de hoja verde (fuente principal de minerales), frutas y verduras rojas, naranjas y lilas (fuente de antioxidantes) y frutos secos y fruta desecada (fuente de omega-3 y omega-6, de vitamina E, vitaminas del grupo B, minerales y oligoelementos). Supuestamente, esta persona come de forma bastante equilibrada, pero hay varios factores que pueden alterar este equilibrio, como el ritmo de vida intenso, el deporte, el estrés, el tabaco o la polución, por citar solo algunos ejemplos. Por este motivo, en los últimos años, ha habido mucho interés en hallar suplementos naturales que protejan al cuerpo de los déficits originados por factores externos.

Aportando los suplementos adecuados completamos los nutrientes de los alimentos para facilitar al cuerpo la mejor actividad de sus funciones vitales.

Por otra parte, es necesario saber que los medicamentos en cambio producen efectos fisiológicos y químicos, que estimularán, inhibirán o suplirán funciones, en muchas de las ocasiones predominando sobre la respuesta natural del cuerpo.

Por eso es muy importante recordar que los suplementos dietéticos no son medicamentos. En cualquier caso los suplementos siempre han de ser un complemento de apoyo a una dieta correcta y equilibrada, que han de estar ajustados a las necesidades específicas de cada individuo y han de compensar bien los déficits derivados por diferentes causas o bien aportar un mayor potencial en las situaciones especiales que así lo requieran.

El Boticario en Casa te ofrece una promoción especial que sólo dura 15 días para que puedas beneficiarte de todas las ventajas de los suplementos nutricionales que aporta la Linea de Meritene:

promocion-meritene

¡No dejes escapar esta promoción!

El yogur previene el sobrepeso

La Organización Mundial de la Salud, no deja de alertarnos de que el número de personas que padecen obesidad sigue en aumentando, por lo que deja de ser una cuestión de estética para ser uno de los aspectos que debemos cuidar y vigilar de nuestra salud.  Pues bien, el yogur puede ayudarnos a prevenir y regular el sobrepeso y la obesidad.

desayuno

El estudio, liderado por el Prof. Miguel Ángel Martínez, Catedrático en Medicina Preventiva y Salud Pública de la Universidad de Navarra y perteneciente al CIBER de obesidad y nutrición, concluye que “un alto consumo de yogur (al menos 7 unidades a la semana) se asocia con un menor riesgo de sobrepeso u obesidad”. (Leer artículo)

Según este estudio, los participantes en la categoría de mayor consumo de yogur (7 o más unidades a la semana) presentaban menor riesgo de desarrollar sobrepeso u obesidad. Además, esta reducción del riesgo de obesidad asociada al consumo de yogur es incluso mayor entre los participantes con un elevado consumo de fruta, concluyendo que el consumo de yogur puede jugar un papel en la prevención del sobrepeso y obesidad cuando se asocia a un patrón de alimentación saludable.

Por tanto debemos incluir el yogur en nuestros hábitos de consumo saludable para así ir completando y equilibrando nuestra dieta. Podemos tomarlo solo y también combinado con otros alimentos, de cualquier forma está riquísimo y conseguiremos realzar nuestros platos.

Os dejamos esta amplia recopilación de recetas con yogur ¡bon appétit!